Devolución del IVA: Un gran título para una medida insuficiente

Devolución del IVA: Un gran título para una medida insuficiente

Un gran título para una medida insuficiente

En los últimos seis meses los valores de las Canastas Básicas se incrementaron en $1700 para una familia del conurbano bonaerense, y $2400 para un jubilado.
La nueva Ley que propicia el reintegro de hasta $300 sobre el cobro Impuesto al Valor Agregado (IVA) para los jubilados y pensionados que cobran la remuneración mínima, los adjudicatarios de la Asignación Universal por Hijo, y de la Asignación por Embarazo, es claramente insuficiente y selectiva a los efectos de brindar una ayuda a los sectores vulnerables de la sociedad. Y fundamentalmente no está orientado producir algún tipo de modificación en la línea de pobreza, mucho menos en la denominada pobreza estructural.

Como es sabido son considerados dentro de las franjas de pobreza, los individuos y/o familias que no tienen los ingresos suficientes para cubrir los gastos de las Canasta Básica Total (CBT) que incluye alimentos, servicios, vestimenta, salud, educación, transporte, y demás productos básicos para vivir durante un mes. Según las mediciones mensuales que realizamos desde el Índice Barrial de Precios (IBP), en el conurbano bonaerense una persona adulta en mayo de este año necesitaba $ 3119,80 para cubrir sus gastos básicos totales, y una familia de dos adultos y dos hijos pequeños requería ingresos por $9453 para solventar los mismos productos. Sin embargo en octubre de 2015 antes que se iniciara la actual escalada inflacionaria, precisaban $2498 y $7718,85 respectivamente. O sea que en seis meses el presupuesto básico total mensual de una persona sola, se incrementó en $ 621,80, mientras que el de una familia de cuatro miembros creció $ 1734.15.

Suponiendo que el total de los $ 300 definidos en la ley fueran devueltos a sus futuros beneficiarios –lo que es altamente dudoso por la multiplicidad de obstáculos que se interponen para que esto suceda- implicarían menos de la mitad del monto total de incrementos de gastos para una sola persona, mientras que para el caso de una familia que estuviera cobrando dos asignaciones por hijo, la devolución de $600 en sus cuentas bancarias, le significarían apenas un 35% de los aumentos que en el último semestre tuvieron los precios que tienen en la Canasta Básica Total (CBT) del hogar.

Porcentaje recuperación de los incrementos de precios con $300 devolución IVA

CBT Nov 2015  
IBP
CBT Mayo 2016      
IBP
Incremento  
seis meses
Recuperación con
 $300 devolución IVA  
Una persona$2498$ 3119,80$ 621,8048%
Grupo Familiar$7718,85$ 9.453$ 1734.1535%

Fuente: ISEPCi

Si este mismo cálculo lo realizamos respecto a la evolución de la Canasta Básica de los Jubilados que elabora la Defensoría de la Tercera Edad de la Ciudad de Buenos Aires, los resultados son aún más preocupantes. El incremento de los precios en los últimos seis meses aumentó el valor de la Canasta de los Jubilados en $2419, con lo cual la recuperación que aportarían los $300 de devolución del IVA estaría en el orden de los 12,40%.

Porcentaje recuperación de los incrementos de precios con $300 devolución IVA Jubilados

CBT Nov 2015  
IBP
CBT Mayo 2016  
IBP
Incremento    
seis meses
Recuperación
con $300 devolución IVA  
Una persona$8612$11.031$241912,40%

Fuente: ISEPCi y DEFENSORIA TERCERA EDAD

Esta Ley recientemente sancionada es insuficiente y selectiva, pues sólo está destinada a jubilados o pensionados que cobran la mínima, beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo y beneficiarios de la Asignación por embarazo que no cobren otro tipo de beneficio, siempre y cuando realicen sus compras mediante la utilización de las tarjetas de débito de las  cuentas donde se les acreditan los haberes. Respecto a los beneficiarios, no sólo es limitado, sino que aquellos beneficiarios que cobren la AUH y/o la asignación por embarazo, no podrán acceder al beneficio, si a su vez cobrasen por ejemplo un plan cooperativista, que hoy tiene una remuneración de $3000. Respecto a las posibilidades reales de concretar una compra para acceder al beneficio, aun cuando la AFIP anunció medidas para facilitar la instalación de posnets en los pequeños y medianos comercios de los barrios donde habitualmente compran los sectores más vulnerables, es difícil ver que esto pudiera concretarse en los meses inmediatos, en un contexto en que el proceso inflacionario que no se detiene.

Isaac Rudnik - Marcelo Maqueda
ISEPCi | Instituto de Investigación Social, Económica y Política Ciudadana
www.isepci.org.ar