COLECTORAS, DOBLE DISCURSO Y SABBATELLA

Humberto Tumini / Nacional
Por Humberto Tumini / Nacional febrero 13, 2011 21:39

 

Domingo 13 de febrero del 2011, Capital Federal
 
Las Colectoras:
EL DOBLE DISCURSO DEL GOBIERNO Y MARTÍN SABBATELLA
 
A esta altura del partido es ya conocido el doble discurso del kirchnerismo gobernante, porque ha hecho uso y abuso del mismo. En los primeros años a uno le quedaba la duda al respecto, hablaban de “transversalidad” política y parecía cierto, pero también cooptaban a cuanto dirigente del PJ anduviera dando vuelta; lo criticaban duro a Menem, pero argumentando la “correlación de fuerzas” no tocaban buena parte de sus políticas económicas; y así sucesivamente. Era justificado esperar para ver hacia donde iban y si predominaban las virtudes. Pero han trascurrido 8 años y, a decir verdad, a esta altura solo cabe reconocer que decir una cosa y hacer otra, amagar con la izquierda y pegar con la derecha, es un clásico K, está en los genes que trajeron de Santa Cruz.
 
En estos momentos se ha puesto en el medio de la escena política el tema de la colectoras en la provincia de Buenos aires. Cuestión que desde las usinas mediáticas y los voceros del gobierno presentan como el último grito de la democracia, la participación y las ideas progresistas; apoyándose para esto en socios que gustan pintarse de esos colores. Pero hagamos un poco de memoria.
 
El gobierno de Néstor Kirchner hizo aprobar en el 2004 la ley N° 25.983, modificatoria del Código Electoral Nacional, estableciendo que los comicios nacionales para presidente, vice y legisladores tendrían lugar, a partir de ese momento, el cuarto domingo de octubre del año de finalización de los mandatos. Hubo grandes alabanzas del entonces presidente y su esposa en aquellos tiempos, destacando la importancia para “la calidad y la transparencia institucional” que hubiera previsibilidad en las fechas; y que estas no estuvieran sujetas a las manipulaciones del gobierno de turno.
 
Bien, escribieron eso con la mano izquierda y lo borraron con el codo derecho en el año 2009, cuando la crisis internacional y el desgaste de su gobierno les hacía prever una derrota en las elecciones nacionales de ese año. "Los argentinos no podemos tener una serie de permanentes comicios de acá al 28 de octubre en el marco de esta crisis fenomenal", argumentó Cristina, agregando que "sería imposible embarcar a la gente en continuos enfrentamientos cuando el mundo se cae a pedazos”. Trascartón mostró las cartas: "por eso decidí enviar este lunes un proyecto al parlamento para convocar a elecciones el 28 de junio a todos los argentinos,de manera tal de que podamos superar el escollo electoral y todo lo que supone una elección". No obstante, mucho no les sirvió la pirueta en el aire y perdieron lo mismo, solo que cuatro meses antes.
 
Ese mismo año de la derrota -2009- decidieron hacer entre gallos y medianoche una reforma política, a la medida de la necesidad de que no se les repitiera la historia en las presidenciales del 2011. Para explicarla y disfrazarla de “progre” y “madura”, salieron a declarar: "No es un proyecto abstracto, no estamos diciendo vamos a reformar el sistema electoral argentino para ver cómo funciona este que estamos proponiendo…El voto será obligatorio y se podrá emitir un voto para una sola agrupación política, a la vez que se eliminan las lista colectoras y espejos". (Agustín Rossi, presidente del bloque de diputados del FPV).
 
Pero como la vida es cruel y los números no le dan ahora a la Presi para ganar en primera vuelta -menos en segunda- hacen otra pirueta y argumentan, como el inefable Aníbal Fernández, que: "Estamos a favor de las listas colectoras para las próximas elecciones de octubre”; o como Kunkel que muy seriamente nos dice: no es para rasgarse las vestiduras lo de las colectoras, no hay que dramatizarlo, sino darle a la ciudadanía la oportunidad de expresarse".
 
Pero bueno, paciencia, como decimos más arriba este doble discurso y los floridos versos ya son un clásico de los que supuestamente vinieron a “renovar la política” y nos mintieron a todos. Pero resulta, sorpresa, que no son los únicos. Hay otro que también se presentó en su momento como la expresión pura de la “nueva política”, y resulta que ahora hace lo mismo que aquellos que tanto criticaba.
 
Antes de las elecciones del 28 de junio del 2009, Martín Sabbatella (de él se trata) que encabezaba una alianza con Libres del Sur y otras fuerzas políticas para enfrentar, entre otras, a la lista oficialista de Kirchner-Scioli, manifestó: “Este es un gran desafío, donde estamos construyendo una nueva herramienta que refleja que no todo es lo mismo, acá nos encontramos hombres y mujeres que estamos convencidos de construir un camino distinto”. En dicha campaña, machacaba el hombre de Morón con la idea de “construir una fuerza política basada en ideales y no en conveniencias circunstanciales”. Decía al respecto: “Yo no me imagino la posibilidad de construir lo nuevo en la Argentina a través de la estructura del PJ o del radicalismo. Y no sólo porque no van a ayudar a construirlo, sino porque lo van a resistir mientras el poder de los partidos tradicionales se base, mayoritariamente, en la degradación: el toma y daca, el clientelismo y la prebenda”. 
 
Muy loable por cierto. Pero resulta que pasó la elección, fue electo diputado, pegó una voltereta política, y al poco tiempo -con explicaciones varias- apareció de aliado del gobierno; y allí se ha mantenido hasta ahora. Todo indicaría que el ex intendente se ha vuelto corto de vista, ya que no lo alcanza a ver al PJ en el gobierno nacional; a pesar de los gobernadores, los ministros, los intendentes bonaerenses, los dinosaurios de toda laya, y hasta de que el propio Néstor Kirchner era en vida su presidente.
 
Ratifica ahora Sabbatella este particular y maniqueo pensamiento, en sus explicaciones respecto de porqué están bien las colectoras, sobre todo la suya. Dice al respecto: “No es una colectora porque son distintos candidatos de distintos partidos. Cada fuerza provincial va a tener un candidato a gobernador. ¿Cuántos candidatos a gobernador va a tener la UCR? Uno. ¿Cuántos Nuevo Encuentro? Uno. ¿Cuántos el PJ? Uno”. Claro que su falaz discurso tiene algún taloncito de Aquiles. Cuando le preguntan: -¿Y cuántos candidatos a presidente van a tener usted y el PJ? Ahí se le acaba la cancha y dice sin poder escaparse (ruborizándose según el periodista): “Uno”. ¿Va o no va con el PJ? Como quién dice, a confesión de partes, relevo de pruebas.
 
Parece que don Martín, que pensaba como nosotros que había que terminar con el bipartidismo, renovando y adecentando la política, ha terminado por  incorporar las mañas del kirchnerismo. ¿Será por eso tal vez que se hizo su aliado?
 
Humberto Tumini
Movimiento Libres del Sur

 

Humberto Tumini / Nacional
Por Humberto Tumini / Nacional febrero 13, 2011 21:39
Escribir un comentario

Sin Comentarios

Aún sin comentarios!

Sé el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

Sólo <a href="http://libresdelsur.org.ar/wp-login.php?itsec-hb-token=acceso-backend&redirect_to=http%3A%2F%2Flibresdelsur.org.ar%2Fnoticias%2Fcolectoras-doble-discurso-y-sabbatella%2F"> usuarios registrados </a> pueden comentar